Al usar este sitio acepta el uso de cookies propias y de terceros para análisis, contenido personalizado y publicidad.       Cerrar       Más información

Noticias

12-01-2015

Un comparador de colegios interactivo

Opciones

  • Imprimir Imprime esta noticia
  • Enviar Enviar a un amigo

Un profesor de educación infantil y un director de cuentas en empresas de Internet se han convertido en emprendedores para hace un mapa de los centros educativos de España y de todo el mundo. La web supera a los directorios escolares que hay en Internet porque está abierta a los comentarios y la puntuación realizada por los alumnos, los antiguos alumnos y los familiares. Se puntúan de uno a diez los servicios ofertados por los centros, sus instalaciones, los profesores, la calidad de la enseñanza y la ubicación. Esta especie de Booking, —en referencia a la web de cadenas hoteleras— de los colegios se denomina SchoolMars. La página web ofrece también filtros para realizar búsquedas por tipo de centro o de forma geográfica, y permite pedir información o cita en cada uno de ellos.

Daniel Perelló y Javier Ruiz, los fundadores, no esconden su ambición. “Nuestra meta es situar el logo de SchoolMars a la puerta de los centros educativos y en sus webs como marchamo de calidad”, cuentan. Abrieron la página española para el usuario el pasado mes de julio en pruebas para ver la dinámica de los comentarios entre conocidos de la comunidad escolar, y la respuesta les obliga a ir más rápido de lo esperado. “Solo por el boca a boca hemos superado 800 comentarios y puntuaciones en 600 colegios, 18.000 visitas, 120 peticiones de información y 30 peticiones de padres para reunirse con colegios. Tenemos 400 visitas diarias, y el número aumenta cada día”. Suman los seguidores de los perfiles de Twitter y de Facebook.

El modelo de negocio procederá de una cuota mensual cobrada a los colegios que quieran ampliar la información de la web. “Ya tenemos a 193 centros que quieren hacerlo sin haber hecho labor comercial o de márketing. Solo con eso facturaremos casi 70.000 euros en un año, lo que dobla con creces la inversión realizada, que ha sido propia”, asegura Daniel Perelló. A mediados de este mes de enero tienen previsto lanzar la plataforma de forma comercial, y tienen preparada una campaña de márketing entre colegios, redes sociales y medios de comunicación. Prevén cerrar 2015 con unos 2.500 colegios como clientes y una facturación de 600.000 euros.

Son seis trabajadores con una actividad febril. Los técnicos solucionan constantemente las deficiencias tecnológicas de la web y ultiman la plataforma para que los centros escolares que son clientes incorporen la información. El trabajo para aumentar el número de centros escolares es frenético, SchoolMars incorpora los 32.652 jardines de infancia, colegios e institutos españoles, y algunas escuelas de formación profesional. Este año ya tendrán registrados todos los centros de formación profesional y las universidades. Más tarde entrarán en la web los 29.853 centros escolares de Reino Unido y después incorporarán los centros universitarios. A la vez compran bases de datos para tener el mapa mundial. Durante 2015 colgarán en el portal el 40% de los colegios de Estados Unidos y todos los de México, y su respuesta determinará la incorporación de Brasil.

Para lograrlo han hecho rondas de financiación en España. En Londres pidieron 250.000 euros (tienen negociaciones avanzadas con dos firmas de venture capital), y en Nueva York quieren captar un millón de euros. “Por debajo de esa cifra no te hacen caso, tenemos firmadas cartas de intenciones para negociar con business angels y firmas de venture capital, y conversaciones avanzadas con alguno”, dice los fundadores. Lo hacen mientras pasan los filtros para entrar en Wayra Londres, la academia de Telefónica que les proporcionaría 50.000 libras (63.500 euros). Han recibido ofertas económicas de colegios y plataformas educativas. “Valoramos la mejor opción para mantener el desarrollo de la web de forma independiente”, añaden.

Schoolmars quiere convertirse en el gran comparador mundial de la educación. Solo han encontrado algo parecido en una empresa de Estados Unidos que, como ellos, está empezando.

Fuente: El País