Al usar este sitio acepta el uso de cookies propias y de terceros para análisis, contenido personalizado y publicidad.       Cerrar       Más información

Noticias

16-03-2010

Las Cortes rechazan una iniciativa del PP que pedía un plan de becas y una línea de créditos personales al estudio

Opciones

  • Imprimir Imprime esta noticia
  • Enviar Enviar a un amigo

La Comisión de Ciencia, Tecnología y Universidad de las Cortes de Aragón rechazó hoy una proposición no de ley presentada por el grupo parlamentario del Partido Popular (PP) que pedía un plan de becas y una línea de créditos personales al estudio. La iniciativa fue rechazada con diez votos en contra de Partido Socialista (PSOE) y Partido Aragonés (PAR). Por su parte, el PP la apoyó (seis votos), mientras que Chunta Aragonesista (CHA) se abstuvo en la petición de créditos y apoyó las becas (un voto).

   Concretamente, la proposición no de ley solicitaba al Gobierno de Aragón que propusiera a entidades bancarias y cajas de ahorros de la Comunidad autónoma la formalización de convenios para la creación de una línea de créditos personales al estudio.

   Estos créditos serían reembolsados cuando el estudiante se incorporara al sistema productivo, por un importe individual de los créditos para el curso 2009-2010 de un mínimo de 3.000 y un máximo de 9.000 euros para cursar estudios oficiales universitarios.

   La entidad financiera no aplicaría a estos préstamos gasto alguno por comisión de apertura o estudio, cancelación o amortización parcial del mismo; las entidades colaboradoras no podrían pedir avales o garantías, salvo la de carácter personal, ni podría exigirse la formalización de ningún otro documento con tal finalidad y no se requerirá tampoco la intervención de fedatario público, señalaba la propuesta del PP.

   Además, pedía que se dotara económicamente un plan especial de becas al estudio destinadas a aquellos estudiantes que se matricularan en grados universitarios que les obligaran a trasladar su residencia habitual al no disponer de un centro de la Universidad de Zaragoza en ella o no ser impartido el grado elegido en la misma.

   El diputado del PP, Pedro Navarro, explicó que esta iniciativa había surgido tras reunirse con colectivos de jóvenes y pretendía compensar, por un lado, el "recorte" presupuestario en materia de becas en 2010 en Aragón, que criticó por hacerse "en el peor momento", y fomentar la igualdad de oportunidades en el acceso a la formación universitaria de los aragoneses, independientemente de su lugar de residencia.

   Por otro, quería favorecer la concesión de créditos, entre otras cosas, para el estudio de másteres, algunos de los cuales, con la implantación del Plan Bolonia para la adaptación de España al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES) son "fundamentales" para desarrollar posteriormente determinadas profesiones.

YA ESTÁN CUBIERTAS

   La diputada del Partido Socialista (PSOE), Ana María García, subrayó que la iniciativa del PP se refería a becas complementarias a las becas estatales, puestas en marcha por el Gobierno de Aragón "para que nadie deje de estudiar por motivos económicos" y reconoció que este año se había realizado una dotación inferior en las becas "porque se vio que ya estaban cubiertas por el Gobierno central".

   La parlamentaria remarcó que cuando el PP estuvo al frente del Gobierno cenral la política de becas sufrió un "parón", mientras que en los últimos cinco años del Gobierno socialista se ha incrementado en un 81 por ciento, llegando a alcanzar una dotación total de 1.134 millones de euros. Además, dijo, se han creado nuevas becas y se han establecido como un derecho y no en función del crédito existente.

   El diputado del PAR, Javier Callau, se mostró en contra de la iniciativa al recordar que la política de becas es "estatal" y debe seguir siéndolo porque "no es bueno que haya una variabilidad entre Comunidades autónomas" en esta materia, sino que dependa del Estado "para facilitar la igualdad de oportunidades en el acceso a los estudios universitarios". Agregó que en el marco del pacto estatal por la educación se debe llegar a acuerdos en este ámbito.

   Por su parte, el diputado de CHA, Chesús Yuste, consideró que el "recorte" en política de becas ha sido este año "alarmante" en Aragón y "merece la pena que busquemos alternativas", si bien puso en duda el sistema de créditos "por lo que supone de dependencia del sistema financiero".

Fuente: http://www.europapress.es